Izquierda Unida apuesta por elegir a su dirección por sufragio universal entre sus militantes

Izquierda Unida avanza en el proceso asambleario abierto tras las elecciones del 20 de diciembre. El Consejo Político Federal, principal órgano de la coalición, se reúne este domingo para definir dos elementos fundamentales: los ejes programáticos de la XI Asamblea y el método para ratificar las decisiones que se adopten. La propuesta que ultima la comisión encargada de preparar el cónclave establece una importante novedad: tanto la futura dirección como los principios organizativos y políticos de IU, que incluyen las fórmulas de alianzas electorales, serán elegidos por sufragio universal de la militancia.

Así consta en dos documentos de preparación de la Asamblea, que serán sometidos a debate y votación este domingo y a los que ha tenido acceso eldiario.es. El primero de ellos, denominado Plan de acción, constata que aunque la asamblea es ordinaria por calendario, era preceptivo celebrar una en 2016, no lo es por sus contenidos. “Estamos en una asamblea extraordinaria en sus objetivos políticos”, señala el documento. Y continúa: “La imagen principal que queremos transmitir es que esta va a ser una Asamblea de cambio cualitativo, para poner a la izquierda a la altura del momento histórico”.

El texto hace hincapié en “hacer al militante protagonista del proceso” con “mecanismos de participación directa” y pone como ejemplo las “prácticas participativas desarrolladas por nuestra militancia en muchas candidaturas municipales o en Unidad Popular”.

El proceso asambleario se ha dividido en tres fases. La primera concluye este domingo y ha buscado definir las “fortalezas y debilidades de la organización” a través de las asambleas de base. La segunda debe servir para la “elaboración de las ponencias a debate, deliberación en las asambleas, presentación de equipos ponentes y candidaturas”. Esas ponencias serán los documentos donde se establecerán el qué, el cómo y el para qué de Izquierda Unida.

La tercera fase es la de la toma de decisiones. Y el documento es taxativo: “Se votan por sufragio universal los diferentes temas de los documentos y las candidaturas”. “A continuación tiene lugar la asamblea presencial en Madrid, en la que se ratifican las votaciones, se elabora el llamamiento y se redactan los estatutos”, concluye el documento.

Hasta ahora, IU funcionaba con un sistema de delegados que, desde las asambleas locales pasando por las comarcales y provinciales ascendía hasta las autonómicas y, finalmente, la estatal. Dicho sistema alejaba a la militancia de la toma última de decisiones y propiciaba negociaciones en las que los distintos sectores presentaban como avales su ejército de delegados. En función de acuerdos y pactos a múltiples bandas se iba conformando un equipo dirigente muchas veces sobredimensionado. Fuentes de IU confirman a eldiario.es que la intención es reducir el tamaño de los órganos para hacerlos más ágiles.

Definir la política de alianzas electorales

El calendario definido por la comisión de trabajo prevé que la asamblea presencial se celebre en la primera semana de junio, pero la posible repetición de las elecciones puede obligar a IU a mover las fechas. El diputado Alberto Garzón, que se perfila como uno de los líderes con más opciones de encabezar la futura dirección de IU, aseguró el jueves en rueda de prensa que si hay una nueva llamada a las urnas el proceso asambleario se acortará.

La idea es llegar a las elecciones con la nueva IU presentada en sociedad. Entre otras cosas porque la Asamblea servirá para definir la política de alianzas electorales de la coalición. Así se refleja en el segundo de los documentos a los que ha tenido acceso eldiario.es, titulado  Esquema para documentos político-organizativos y que servirá de índice para que los diferentes equipos que quieran presentar ponencias similares, comparables y combinables.

“¿Cómo desarrollar en este ciclo político las confluencias?”. Esta es una de las nueve preguntas que responderán los documentos. Otras versan sobre la vida interna de IU (“¿Cómo nos organizamos, cómo se deben tomar las decisiones y que papel tiene la militancia en la vida de la organización?”) o sobre asuntos políticos transversales: “Concreción del Modelo de Estado y su plasmación en la organización”.

En la precampaña de las elecciones generales, IU y Podemos sondearon la opción de trasladar a todo el Estado los acuerdos de confluencia alcanzados en Cataluña y Galicia y que no pudo cerrarse en el País Valencià. Las conversaciones lideradas por Alberto Garzón y Pablo Iglesias descarrilaron por diferencias sobre la fórmula para llevarla acabo.

Desde entonces, ambos líderes han reiterado que les gustaría volver a intentarlo en caso de que se repitan las elecciones el 26 de junio, pero mantienen irreconciliables sus posturas. Mientras IU apuesta por una coalición electoral clásica, Podemos solo está dispuesto a abrir sus listas a candidatos de IU que se integren, de forma independiente y sin una presencia de las siglas de la coalición.

Aunque el método concreto de votación de las ponencias está todavía por definir, fuentes de la dirección de IU señalan a eldiario.es que la intención es que los militantes puedan optar por fusionar distintas partes de los distintos documentos.

Ver artículo completo en ElDiario

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s