5 de marzo, Día Internacional de la Eficiencia Energética. Dónde poner nuestra energía

Ahorrar energía significa ahorrar dinero, reducir nuestra huella en el planeta, y caminar hacia una sociedad menos dependiente de energías sucias y contaminantes. Hoy en día, ciudadanas y ciudadanos de todo el mundo nos enfrentamos a dos grandes retos: el cambio climático y el agotamiento de los combustibles fósiles. Los precios de la energía no paran de crecer, y los impactos ecológicos son cada vez más dramáticos.

Hoy, 5 de marzo, se celebra el Día Internacional de la Eficiencia Energética. Ser eficientes nos ayuda a vivir mejor: Con medidas sencillas y de bajo coste se puede ahorrar entre un 10 y un 20% de la energía que consumimos. Y poniendo en marcha medidas de sustitución de combustibles, hasta un 50% o incluso más.

El primer paso para reducir nuestro consumo es ser conscientes de los diferentes usos que hacemos de ella, las fuentes que utilizamos, y que posibilidades de reducción tenemos.

“El aumento de las emisiones de CO2 es una amenaza directamente relacionada con un modelo energético centrado de los combustibles fósiles. Frente a ello, la eficiencia energética coloca en el centro del sistema al consumidor, para que sea él quien decida cómo hacer uso de la energía. Es la principal transformación de un modelo energético descentralizado. Cualquier compromiso de reducción de CO2 va a depender de que la eficiencia energética sea la primera política energética.”

En el estudio “La ciudad sostenible y los nuevos modelos de negocio energético”, el experto Javier García Breva enumera siete retos para ser más eficientes energéticamente, en nuestras rutinas cotidianas pero también cambiando normas y políticas para que los edificios donde habitamos y trabajamos:

  1. La rehabilitación de edificios, que se está implantando progresivamente en nuestras ciudades.
  2. La certificación energética, que tiene que hacerse más visible para ganar la confianza de los consumidores.
  3. La contratación pública, que incorpore la eficiencia energética a la hora de la compra y adquisiciones de las Administración Pública.
  4. Contadores inteligentes, ya que la mayor información que aportan a los consumidores necesita el apoyo de otros servicios energéticos, como asesoramiento a medida y facilidades de financiación.
  5. Energía renovable en los edificios, que está aumentando pero con grandes barreras para la venta de excedentes a la red.
  6. Políticas sectoriales que hagan efectiva la transición hacia una economía baja en carbono. Hace falta más cooperación entre ministerios para lograr un verdadero cambio de hábitos en el uso de la energía.
  7. Planes de ahorro de energía basados en los beneficios de la eficiencia energética y el uso de energías renovables. No solo por el ahorro de costes y reducción de emisiones de CO2, sino porque mejoran la competitividad, reducen las importaciones energéticas, permiten innovar tecnológicamente, crean empleo de calidad y diversifican la economía.

El mismo estudio concluye que la eficiencia energética es la política más creíble de la Unión Energética, y es una prioridad en los fondos europeos de aquí a 2020. Además, los Ayuntamientos son como el principal actor en el progreso del ahorro energético por su impacto en el desarrollo económico local. La iniciativa que Ecooo está poniendo en marcha con los municipios es un ejemplo práctico y palpable de cómo transformar el modelo energético desde las ciudades y los municipios: Madrid, Rivas, Rota, Puerto Real, Hospitalet de Llobregat, Móstoles. Se llama Ecooolocal y está revolucionando la política local de una manera innovadora a la vez que aplicando todo el sentido común: haciendo partícipe a la población local de cómo podemos ahorrar cambiando hábitos para poder invertir el ahorro en otros servicios para el municipio.

Con motivo de este Día Internacional, en diversas ciudades se organizan charlas y actos para concienciar a la ciudadanía y promover medidas que mejoren la calidad de la edificación, los espacios urbanos, la sostenibilidad, y la construcción bajo criterios bioclimáticos y eco-eficientes. En colaboración con el Ayuntamiento de Valencia, la Asociación por el Medio ambiente y contra el Cambio Climático (AMA) y el nodo valenciano de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético, en Valencia buscarán cómo construir un modelo de ciudad más eficiente y limpio.

También la ciudad de Cádiz celebra este día con una jornada en la que, a través de diversos talleres, se explicará cómo ahorrar en materia energética sin perder calidad de vida. Tanto mayores como pequeños podrán participar de actos sobre energía, juegos, talleres sobre cómo optimizar el  recibo de la luz, y carpas con información de empresas locales de energía y movilidad sostenible.

A cada hora en punto se iniciará un taller en el que se explicará el recibo de la luz y del gas, qué es eso de la potencia contratada, cómo se puede reducir y cómo interpretar las tarifas y cuáles son nuestros derechos. Y s e invita a toda la ciudadanía a asistir con su propio factura de la luz. También se instalará un buzón de sugerencias para mejorar futuros eventos, así como para impulsar el ahorro y la eficiencia en el municipio.

Ver artículo completo en El Diario

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s